El botón de nácar: el agua o las moléculas de la memoria

 

Un océano, voces diversas, el espacio y un botón que los une a todos. A simple vista, parecen elementos sin ninguna asociación. Sin embargo, una investigación detallada en torno a la historia de Chile da cuenta de la interrelación entre el Océano Pacífico; las tribus indígenas que se asentaron a su alrededor, especialmente en las zona más austral del territorio chileno -como el caso de los famosos patagones-; los cuerpos arrojados al mar durante la dictadura de Pinochet; y el asombroso Observatorio Astronómico ubicado en el Desierto de Atacama.

Son los inicios del siglo XIX, y un joven indígena fueguino, proveniente de una tribu establecida en el extremo austral de Chile, no imagina que su vida cambiaría radicalmente cuando una expedición inglesa llegue a tierras americanas. El muchacho será llevado a Inglaterra luego de ser convencido de realizar el viaje a cambio de un botón de nácar como obsequio. Casi dos siglos después, durante las investigaciones en torno a los crímenes perpetrados por el gobierno de Pinochet, se hallará un botón de camisa incrustado en uno de tantos rieles situados en el fondo del mar, que servían para mantener bajo el agua los cadáveres de las víctimas de la dictadura. Esta conjugación de hechos casuales, pero a la vez reveladores sobre una historia marcada por la continuidad de la colonialidad y/o la violencia en Chile (y Latinoamérica) es lo que retrata Patricio Guzmán en su más reciente documental, Botón de nácar, película que pude ver en el marco del ciclo “Plan Cóndor: cine para no olvidar”, realizado hace una semana en el Lugar de la Memoria, la Tolerancia y la Inclusión Social (LUM).

El film hace uso de una amplia gama de recursos visuales y técnicos para no restarle cualidades estéticas al objetivo mismo que supone un documental. Desde el inicio, el espectador se ve inmerso en una serie de primeros planos que resaltan las facetas que cobra el agua en sus distintas formas: océano, mar, gotas, lluvia, vapor, etc. Acaso esta larga serie de imágenes aparentemente sin conexión pueden marcar cierta densidad y desconcierto, pero la contemplación estética paulatinamente irá intercalándose con los temas sociales referidos previamente. A su vez, la dimensión del espacio cósmico toma relevancia en la valoración que establece el documental, sobre todo a través de esa voz en off del director, cuya cadencia marca un estilo particular y orienta al espectador en todo momento.

Los rasgos más tradicionales del género documental aparecen a través de la documentación y las referencias históricas que se despliegan a lo largo de la obra, junto con las entrevistas a indígenas –o sus descendientes-, artistas, intelectuales, abogados, etc. Esta heterogeneidad de elementos confluyen en el botón de nácar, símbolo de la búsqueda de una memoria nacional -incluso más allá de la historia- para lo cual la plasticidad del agua y su presencia en la geografía chilena resultan cruciales. Más que un elemento vital para el ser humano, Guzmán resalta su territorialidad, lo que lo lleva a afirmar que “el agua tiene memoria”.

Si el agua es relevante para comprender el origen de la vida, y de la historia chilena, del mismo modo, las referencias al espacio y al cosmos también están presentes, para sugerirnos que ante las crueldades del ser humano contra sectores vulnerables –como los indígenas y las víctimas de la dictadura- quizá exista alguna esperanza de justicia o redención en ese mundo exterior cobijado por las estrellas. Tal lectura supone un tono altamente poético, sin duda, pero a la vez resulta polémica en el plano concreto de la configuración de la memoria post-dictatorial, e incluso post-colonialista, porque tras las pruebas fehacientes de los abusos contra los derechos humanos que manifiesta la película, considero que es necesario establecer un reclamo en el presente, en el propio territorio nacional, sea a nivel jurídico, social o político. Pero al margen de esta lectura personal, no hay duda del compromiso ético y la relevancia política del documental de Guzmán, aspectos que resaltan aún más su virtuosismo.

***

La reflexión anterior trae a colación las formas en que se configuran las memorias sobre el pasado, al margen de las referencias concretas al entorno chileno. Por ejemplo, salvando las distancias, la recuperación que hace el film sobre los indígenas invisibilizados a lo largo de los siglos por las autoridades chilenas recuerda la amplia historia de violencia sucedida en el caso peruano: el terrorismo de Sendero Luminoso y del Estado hacia diversas sectores de la población indígena, y en el presente, la represión en las diversas manifestaciones que ocurren en la sierra y la selva del país.

A su vez, vale recalcar la fundamental diferencia entre los indígenas del film y los del territorio peruano. La investigación de aquellas tribus antiquísimas demuestra que se tratan de comunidades alejadas plenamente de la civilización. Entre sus referencias culturales se resalta una capacidad artística para realizar dibujos sorprendentes, que desde su propia perspectiva les permitía transformarse en estrellas después de la muerte (esto lo cuenta de modo original Raúl Zurita en una parte del documental). Por ello, Guzmán recalca la conexión entre el agua, la memoria y las estrellas.

Definitivamente, el caso peruano resulta incomparable, puesto que en nuestra historia, los sectores indígenas mantuvieron, pese a la violencia, intercambios con los espacios urbanos y la ciudad letrada; en otras palabras, durante la época de los distintos conflictos, ellos ya estaban inmersos en la Historia. Esto implica que nuestra memoria no puede desplazar la muerte de tantas víctimas hacia el firmamento o las estrellas, sino que debe recordarlas por medio de una constante demanda de justicia social.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s